Lego, con el Ártico no se juega.

Cristina Suárez

Autor: Vicki Couchman / Greenpeace. Todos los derechos reservados.

Dos osos polares en busca de sus presas, una manada de lobos árticos explorando la zona. De repente pescadores, jugadores de hockey y habitantes en general invadiendo poco a poco el paisaje. Camiones y máquinas perforando el hielo en busca de petróleo mientras que la sustancia, negra y espesa, comienza a emanar de algún lugar cubriendo cada metro cuadrado hasta dejar un único superviviente: la bandera de la petrolera Shell. Esta es la trama del corto que protagoniza la nueva campaña de Greenpeace#BlockShell. 

LEGO ha sido, desde su fundación en 1932, una de las 10 empresas con más reputación gracias a su preocupación por la seguridad, el clima y el medio ambiente. Hace poco tiempo, la empresa invirtió en un parque eólico marino de 77 turbinas con el fin de conseguir a principios de 2020 utilizar energía 100% renovable además de comprometerse a haber reducido considerablemente el uso de papel en 2015. Por estas dos iniciativas y por promover los  valores de imaginación, creatividad, diversión, aprendizaje, responsabilidad y calidad en más de 75 millones anuales de niños y niñas ha sido galardonado dos veces con el título de “Juguete del Siglo”.

¿Qué ha podido provocar que esta empresa, tan bien vista por asociaciones y ONGs de todo tipo, haya hecho saltar las alarmas de Greenpeace? En 2012, LEGO acordó con Shell una co-promoción -la cual les procuró un beneficio de 116 millones de dólares- creando una serie especial que acogía el logo de la petrolera. La campaña publicitaria consistía en algo realmente atractivo: regalar coches LEGO -diseñados especialmente para la ocasión- en las gasolineras Shell al repostar. El resultado: 16 millones de sets vendidos.

Royal Dutch Shell, por su parte, ha suscitado la polémica varias veces: en 2012, durante una perforación en el norte de Alaska, su plataforma Kulluk encalló cerca de un santuario natural por ser transportada hasta Estados Unidos a pesar del grave temporal que sacudía el mar mientras que, hace unos años, Gazprom -empresa con la que Shell se alió para perforar en el Ártico ruso después del accidente- perdió la plataforma Kolskaya, que se hundió y derramó litros de petróleo llevándose la vida de 53 tripulantes.

Así, Greenpeace denuncia que “Shell necesita desesperadamente estar vinculado a valores positivos tales como el juego, la creatividad y la familia. Necesita el apoyo de las comunidades locales y la opinión pública, y no hay mejor manera de hacerlo que mostrarse desde el punto de vista amigable e inofensivo de los juguetes infantiles”. La doctora Susan Linn, psicóloga de la Escuela de Medicina de Harvard y autora de Consuming Kids: The hostile takeover of Childhood (El consumo de los niños: la compra desfavorable de la infancia), asegura que esta es una de las estrategias más útiles ya que “los niños y niñas forman fuertes lazos emocionales que duran toda la vida, así, los juguetes influyen en los deseos, valores y aspiraciones de la población infantil. Por tanto, cualquier marca que se presente en ellos, se hará principal para el infante”.

Recordemos que, entre los numerosos daños causados por la perforación, encontramos la contaminación por hidrocarburos de ríos y lagos y el incremento del pH de estos, la inestabilidad del suelo causada por la compactación y la alteración del sustrato original de la superficie, integrándose los químicos en los vegetales que lo habitan y desde estos, en el resto de los componentes de la cadena alimenticia.

Los primeros barriles de crudo ártico llegan a Europa

Attua Alegre Paiz

El pasado viernes, el buque petrolero ruso Mikhail Ulyanov, llegó al puerto de Rotterdam (Holanda) con las primeras 70.000 toneladas de petróleo extraído del Ártico. Es el primer transporte de petróleo de aguas abiertas del  ártico que se vende en Europa. La empresa responsable de la extracción  y el transporte es el gigante energético ruso Gazprom; una empresa asociada con Shell. De esta forma, la defensa del Ártico se agudiza después de varios meses de enorme tensión entre las asociaciones ecologistas y las petroleras.

Arctic_Sunrise

Foto de Rozpravka. Algunos derechos reservados.

Durante la madrugada del 1 de mayo, más de 80 activistas de Greenpeace intentaron detener al buque en las inmediaciones del puerto. Para ello, los ecologistas contaron con barcos de la organización como el Rainbow Warrior y el Esperanza, botes inflables, equipos de escaladores y alas deltas. Sin embargo, el intento por evitar el atraque en el muelle holandés fracasó, y algunos miembros ecologistas han sido detenidos durante algunas horas; entre ellos, el capitán del Rainbow Warrior. La acción policial ha recordado la detención de 30 activistas de la organización ecologista que fueron acusados de piratería y vandalismo, tras realizar una protesta pacífica contra la explotación del Ártico. Durante más de dos meses, los activistas permanecieron en cárceles rusas.

Según publica Greenpeace España en un artículo de su Web, el crudo, extraído de la plataforma “Prirazlomnaya”, presenta una calidad tan pobre que a la petrolera Gazprom le ha costado encontrar un comprador. Sin embargo, hipócritamente, el 27 de abril la petrolera francesa Total confirma ser la primera compradora en Europa del petróleo extraído en el Ártico. Esta empresa francesa había asegurado, según declaraciones en 2012 de su director Christophe de Margerie, que estaban en contra de perforar el Ártico por el alto riesgo de derrames. Otros de los datos que proporciona el artículo de la ONG, es la ineficiencia productiva de las proyecciones realizadas por Gazprom  (inferior a la esperada), y el bajo precio del barril que se situará sobre los 80$.

La lucha por defender el Ártico continúa. Ahora mismo, la campaña cuenta con más de de cinco millones de firmas, entre las cuales se incluyen la de líderes religiosos, políticos, músicos como Paul McCartney y ganadores al Premio Nobel de la Paz, como Adolfo Pérez Esquivel y Desmond Tutu. Evitar las extracciones de petróleo en el Ártico es fundamental, ya que un derrame en esta zona sería prácticamente imposible de corregir. A esta campaña, se une en nuestro país la defensa de las costas y ecosistemas de Canarias y Baleares, los cuales se encuentran en una grave situación de riesgo por el intento del Gobierno español y Repsol de extraer petróleo de las costas de estos archipiélagos. Se evidencia el conservadurismo férreo de las grandes empresas energéticas por mantener las fuentes de energías tradicionales hasta su definitivo agotamiento. El impulso y la adaptación de las sociedades a las energías limpias es fundamental para la protección de todo el Planeta.

Las diez empresas más contaminantes

Sara Ramos

Richard Heede, un científico noruego que estudió en Colorado ha realizado una investigación sobre las emisiones acumuladas (históricas) de dióxido de carbono y de metano en los últimos 156 años (hasta 2010). Los resultados cuantitativos muestran que tan solo noventa empresas son las responsables de aproximadamente dos tercios de las emisiones (63%), un total de 914 billones de toneladas de CO2 equivalente (CO2e) -es decir, la equivalencia en CO2 de los seis gases invernadero-. En Eco2 analizamos el TOP10 de las empresas contaminantes:

Número 10: Petróleos de Venezuela. Emisiones acumuladas: 16.157 megatoneladas (Mt) de CO2e

Se fundó en 1975 y en tan sólo 35 años ha conseguido una posición tan destacada en el ranking. Se engloba dentro del sector petrolífico, como su propio nombre indica. y se centra en la explotación, producción, refinación, mercadeo y transporte de este producto. Es una empresa creada por decreto gubernamental y es, por lo tanto, una empresa perteneciente al Estado venezolano y controlada por el Ministerio del Poder Popular para la Energía y el Petróleo. Es la empresa con mayores reservas petrolíficas del mundo, el 18% del total.

Número 9: ConocoPhillips Company, USA. Emisiones acumuladas: 16.866 MtCO2e

Su sede principal se encuentra en Texas, y se trata de la tercera petrolera de Estados Unidos. Fue fundada en 2002 dos tras la fusión de otras dos empresas del petróleo y a día de hoy se ha convertido en el quinto refinador del mundo. Es irónico que fuese la primera empresa estadounidense de este sectorq ue se uniese a la US Climate Action Parntership, una alianza de grandes grupos empresariales y ambientales para limitar las emisiones. Sin embargo, tan sólo tres años después anunció su salida de dicha asociación.

Número 8: Pemex. Emisiones acumuladas: 20.025 MtCO2e

Petróleos Mexicanos (Pemex), es también una empresa pública. Depende del Secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell. Una vez más, se trata de una empresa petrolífica, la mayor de México en cuanto a exploración, explotación y ventas de este combustible. De hecho, fue la mayor compañía de Latinoamérica hasta el 2009; las ventas anuales de esta empresa llegan a superar el PIB de algunos países de América Latina. Fue creada en 1938 y se constituó como una empresa paraestatal, es decir, no forma parte de la Administración y tiene mayor autonomía, pero coopera a los fines del Estado.

Número 7: Natinoal Iranian Oil Company NIOC. Emisiones acumuladas 29.084 MtCO2e

Es una empresa de carácter público, depende del Ministerio de Petróleo de Irán y se trata, como ya es costumbre, de une empresa explotadora y comercializadora de petróleo y gas natural. Es considerada la tercera mayor empresa petrolera del mundo y cuenta con reservas más allá de Irán, como por ejemplo en Gran Bretaña. Fue fundada en 1948.

Número 6: Royal Dutch/Shell. Emisiones acumuladas: 30.751 MtCO2e

La concha más famosa de la publicidad. Se trata de una empresa anglo-holandesa. Es una gran multinacional con intereses en los sectores del petróleo, del gas natural y del refinado de gasolinas. En 2009 la revista Fortune estableció que era la empresa con más caudal monetario en todo el mundo. Nació en 1907. Cuenta con actividades de poca importancia en el sector de las renovables, con los biocombustibles. Opera en más de 90 países y tiene más de 44.000 estaciones de servicio en todo el mundo.

Número 5: Gazprom. Emisiones acumuladas: 32.751 MtCO2e

Se trata del mayor extractor de gas natural del mundo y de la mayor compañía en Rusa, actualmente controlada por el estado. Si el caso de Petróleos de Venezuela era alarmante, este lo es todavía más; se creó en 1989, por lo que en tan solo once años se ha convertido en el quinto emisor de gases a la atmósfera de los últimos 156 años. Es una de las corporaciones más grandes del mundo y cuenta con el 15% de todas las reservas de gas. Provee principalmente a Europa; posee un monopolio en algunos países como Estonia, Finlandia y Lituania, ya que cubre el 100% de las necesidades de suministro de gas. Las actividades de esta empresa representaron en 2008 el 10% del PIB ruso.

Número 4: BP. Emisiones acumuladas: 35.837 MtCO2e

Imagen de Amy Phetamine. Algunos derechos reservados

Tiene su origen en 1909, aunque aquirió el nombre actual en 1954: BP Son las siglas de British Petroleum. Es una compañía energética dedicada al petróleo y al gas natural. Se trata de una de las mayores compañías del mundo y la tercera empresa privada más importante del sector del petróleo, sólo sobrepasada por ExxonMobil y Shell. Entre 2005 y 2010 fue el protagonista de varios derrames y fugas en diversas partes del mundo, con devastadores efectos medioambientales.

Número 3: Saudí Aramco. Emisiones acumuladas: 46.033 MtCO2e

Se trata de una empresa paraestatal creada en 1933 entre Estados Unidos y Arabia Saudí. Tiene la mayor red de hidrocarburos del mundo, Master Gas System, y suya es la reserva petrolífera más grande del mundo, el Campo Ghawar y el Cmaop Shaybah, también uno de los mayores yacimientos. Es la compaía líder en producción y exportación de gas natural licuado. Su valor aproximado alcanza los 781.000 millones de dólares, con una producción de 10 millones de barriles diarios, según los últimos estudios.

Número 2: ExxonMobil. Emisiones acumuladas: 46.672 MtCO2e

Es una empresa petrolera estadounidense, es descendiente directa de la Standard Oil Company (1889), pero fue fundada con el nombre de ExxonMobil en 1999 tras la fusión entre Exxon y Mobil. Está presente en más de 40 países y su actividad de centra en los productos petroleros y de gas natural, aunque también fabrican productos plásticos, químicos y fertilizantes. La revista Fortune la nombró en 2009 la segunda empresa con mayor caudal monetario, sólo superada por Shell. Hay que añadir que ExxonMobil se ha convertido en la primera empresa con mayor capitalización bursátil del mundo.

Número 1. Chevron. Emisiones acumuladas: 51.096 MtCO2e

Se trata también de una empresa petrolera estadonidense que también nació de Standard Oil, tras la disolución del trust en 1911. Cambió su nombre a Chevron en 1984. Ocupa el puesto vigésimo tercero en las mayores empresas del mundo y según la amentada Fortune es la quinta empresa con mayor caudal monetario. Es famosa por sus múltiples polémicas, entre las que destacan la evasión de impuestos, el daño ambiental causado en Ecuador, la destrucción de un bosque natural en Bangladés, la violación de la Clean Air Act de Estados Unidos, el derrame en Rio de Janeiro y la explosión de una plataforma en Nigeria, entre otros.

Imagen de portada de Carbon Visuals. Algunos derechos reservados.